La verdad es que cualquier nuevo seguidor es motivo de celebración, pero entendíamos que los primeros 500 seguidores en Instagram tenían que ser motivo suficiente para celebrarlo de una manera diferente. Naturalmente tratándose de una red social para compartir fotos, no hemos tenido que pensar mucho en ello, no.

Una cuestión de interés es que la mayoría de nuestros seguidores han estado alguna vez en Puerto de la Cruz, bien alojados o bien de visita. Son muchas las procedencias y algunos de ellos de lugares muy lejanos ( a tenor de como escriben).

A todos ellos muchas gracias y a los que nos ayuden a llegar a 1.000 pues también.